miércoles, 10 de octubre de 2018


Cuando dejo de sentir 
dejo de pensar 
que el amor es mujer 
en su expresión exacta 
  
como la tierra y la lluvia 
y todas las constelaciones  

Los árboles crecen en vicio 
llenándolo todo 
y cae de hinojos la noche 
sobre el mundo 
  
haciendo dormir al dalle 
y al zapapico  

A espaldas del cielo 
para ti los segundos   
para mi las horas 


me olvido de sentir 
e ignoro saber 
que el amor es mujer 
en su extensión más viva 

Remotas las rojas soflamas 
de una juventud bullanguera 
   
ayer un domo la gloria 
hoy rastrojera 
sin la torpe 
festinación de los niños 

¡Ay 
y para ti los segundos 
para mí las horas! 



Nená de la Torriente 

2 comentarios:

Háblame